Aruba, Gregory Wangsadikrama, Unsplash

Por Katie Surma | Inside Climate News  

El gobierno de Aruba considera consagrar en su Constitución dos derechos medioambientales gemelos que reconocerían derechos inherentes de la naturaleza y que también afirmarían el derecho humano a un “medio ambiente limpio, sano y sostenible”, alineando al gobierno con un movimiento ecologista creciente que reconoce que los humanos son interdependientes del mundo natural.  

Ursell Arends, ministro de Naturaleza de Aruba, dio a conocer a principios de este mes una propuesta de enmienda constitucional para reconocer tanto ese derecho humano como que la naturaleza, en tierra y agua, tiene derecho a la “protección, conservación y restauración de sus ecosistemas y biodiversidad y a la regeneración de sus ciclos vitales”. 

Según el proyecto de ley, el gobierno estaría obligado a “tomar medidas preventivas de protección contra las consecuencias negativas del cambio climático”. 

El público pudo presentar comentarios por escrito hasta el 4 de abril, cuando el proyecto de ley se envíe al consejo asesor de Aruba para su revisión. Luego, el gobierno podrá revisar la enmienda propuesta antes de enviar la versión final a la asamblea legislativa de Aruba, compuesta por 21 miembros. Dos tercios de los legisladores deben votar para aprobar la legislación del cambio constitucional. 

Si tiene éxito, Aruba, un país de unos 120,000 habitantes, será la segunda nación del mundo, luego de Ecuador, en reconocer constitucionalmente los “derechos de la naturaleza”.  

Una treintena de países, entre ellos España, Bolivia y Uganda, cuentan con algún tipo de reconocimiento legislativo o judicial en el que la naturaleza, determinados ecosistemas o especies individuales poseen derechos inherentes, como el derecho a existir y regenerarse.  

La enmienda supondría la primera modificación de la Constitución de Aruba desde que se separó de las Antillas Neerlandesas en 1986. Aruba sigue siendo un país constituyente dentro de los Países Bajos, y el gobierno neerlandés supervisa los asuntos exteriores y de defensa. 

Arends dijo que espera tener un proyecto de ley definitivo para el verano y confía en que al menos 14 legisladores lo firmen.  

Este artículo publicó originalmente en Inside Climate News, una organización de noticias independiente y sin fines de lucro que cubre el clima, la energía y el medio ambiente. La traducción de este extracto fue hecha por la Redacción de Marea Ecologista.