Ramona Cruz Sanabria

Hace 130 años el abuelo de doña Ramona Cruz Sanabria se estableció en un pequeño terreno en la costa de Aguadilla, Puerto Rico. Allí construyó su humilde hogar y formó una familia. En esa misma tierra, doña Ramona creció, se convirtió en madre, crió a sus hijos, cuidó de sus nietos, y allí es donde se ha visto siempre hasta el fin de sus días.

Luego de varios meses en litigio, el pasado lunes, 5 de diciembre de 2023 el Tribunal Supremo de Puerto Rico decidió no atender el recurso presentado y así validar la decisión del Tribunal de Apelaciones que favoreció a la corporación Playa India S.E. Por consiguiente, queda vigente la orden de desalojar a doña Ramona y su familia. 

A sus 76 años, doña Ramona es paciente de cáncer, cuidadora de dos hermanos, ambos con diversidad funcional, y enfrenta una batalla legal en contra de la corporación quienes intentan desalojar a la familia. “Esto es lo único que tengo, por favor, tengan conciencia, que Dios les de un corazón de carne lleno de amor, de misericordia. Que nos dejen aquí, que no nos quiten esto, lo único que tenemos es esto”, suplicó Ramona Cruz Sanabria. 


Por su parte, la Lcda. Ariadna M. Godreau-Aubert, fundadora y directora ejecutiva de Ayuda Legal Puerto Rico, resaltó “Este proceso de desahucio es un atropello al derecho a la vivienda de doña Ramona cuya familia lleva viviendo en este solar desde antes de su nacimiento. Es una batalla desigual. Por un lado, doña Ramona es una adulta mayor en un estado de vulnerabilidad, con cáncer y sin alternativa de vivienda, con pocos recursos para defenderse. De otro lado, está una corporación que utilizó sus recursos para intentar adueñarse del solar de Ramona, que es una parte mínima del terreno que interesan desarrollar. Esta corporación ha utilizado el proceso legal para mantener a esta familia rehén por más de 21 años, amenazando constantemente su tranquilidad y paz, quitándole lo que le pertenece.”

La corporación Playa India S.E es representada por los hermanos Aguadillanos, Víctor Añeses Méndez y el Lcdo. Carlos Añeses Méndez, parientes del exalcalde de Aguadilla Ramón Añeses Morell quien administró el municipio de 1911 al 1933. 

Según relata la familia, a solo meses del paso del Huracán María, el 17 de diciembre de 2017, el Sr. Víctor Añeses Méndez ordenó demoler la casa de doña Ramona. ‘‘El Huracán María destruyó parte del techo de la casa de mi mamá. La necesidad era grande ya que yo también vivía allí con mis tres hijos de siete y diez años y un bebé de días nacidos. El Sr. Añases contrató un digger y derrumbó las paredes de cemento de la casa. Llamamos a la policía para hacer una querella pero luego de que los oficiales hablaron con el Sr. Añeses nos indicaron que no podían hacer nada y ahí quedó todo’’ narró Ramón Vargas Cruz, hijo de doña Ramona.

Ante esta situación la familia solicitó ayuda de la ciudadanía. ‘‘Se ha creado una petición en línea para visibilizar el grito de ayuda de Ramona, para que el pueblo firme, comparta y nos ayude a pedir al Tribunal Supremo una reconsideración. Además, solicitamos a los representantes, senadores y a cualquier persona que tenga poder, que intervenga ante esta gran injusticia’’ explicó Tiara Pérez Jaime, nieto de doña Ramona.

El enlace a la petición que desean distribuir masivamente es el siguiente: www.change.org/JusticiaParaRamona